Conoce a Phum Viphurit, la nueva sensación indie que llega desde Tailandia para dar alegría a tus días

Por: Lili Díaz

Las bandas que se identifican con el sonido indie son incontables. Si bien es cierto que muchas de ellas predominan en continentes como Norte América o Europa, es difícil creer que en Asia comiencen a surgir propuestas de este tipo, pero existe una en específico que llamó la atención desde sus inicios: Phum Viphurit.

La primera vez que se escucha alguna de sus canciones no se puede creer que en verdad el chico haya nacido en Bangkok pues sus letras en inglés y el ritmo podría encajar perfecto para pensar que es de otro lugar.

El encanto radica en sus suaves creaciones con ritmos contagiosos que hacen automáticamente cambiar el estado de ánimo si se pasa por un mal rato.

Su primer canción, Adore, fue lanzada en 2014 pero no fue hasta el 2016, donde comenzó a ganar seguidores con su canción Strangers in a Deam. A partir de ese momento sus composiciones destacarían en su país, tanto así ,que muchos creían que podría ganar fama internacional hasta llegar a otras tarimas, lo cual no fue un pensamiento erróneo.

Los éxitos se fueron acumulando tales como: Hello Anxiety, Long Gone Softly Spoken y en Spotifty, ya cuenta con más de un millón de escuchas al mes.

A sus 24 años ya ha realizado giras pequeñas por Europa e incluso aterrizó en Estados Unidos y Canadá en 2019, donde tuvo increíbles presentaciones que dejaron al público atónito por el gran talento que posee y catalogó aquellas semanas, como unas de las mejores en su vida porque no esperaba esa clase de recibimiento tan eufórico y amigable.

Su trabajo tiene una clara influencia de artistas como Mac DeMarco o Blood Orange. De hecho, tuvo la gran oportunidad de conocer al intérprete de Chamber of Reflection cuando se presento en Bangkok. De acuerdo a una entrevista con Rolling Stone pudo hablar con su ídolo en persona y comentarle que él lo inspira tanto así, que ya no tiene miedo de expresar lo que siente. Además no es el único músico con el que se codea, pues entre sus amigos se encuentran el dúo Honne y Mike Milosh de Rhye.

No importa donde nazcan los nuevos talentos musicales, ellos siempre encontrarán la manera de llegar a nuestros oídos tarde o temprano ya sea por los algoritmos o la «vieja confiable» de boca en boca.

Este es solo el comienzo de Phum Viphurit, y si en 4 años logró todo lo antes mencionado, no imaginamos cómo nos podrá sorprender más adelante. Quizá es un sueño lejano, pero ojalá algún día podamos verlo en tierras mexicanas, quedaría muy bien entre el cartel de el Corona Capital ¿No crees?.

 

 

También te puede interesar.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: