Isolation – Kali Uchis

Por Fernando Escobar

Resultado de imagen para isolation kali uchis

Resulta difícil categorizar este álbum con la etiqueta de un género musical. No porque sea experimental o sónicamente incomprensible, sino por la variedad de paletas musicales que Kali explora y fusiona  con soberbia clase y excelencia. Su sonido se siente inspirado por los ritmos del R&B  y el soul clásicos, con esa delicada pero resonante cadencia de ritmos. Pero al agregar a la mezcla bajos y sintetizadores funk, melodías sacadas directamente del bossa nova brasileño, beats del reggaetón puertorriqueño y la envolvente atmósfera del lo-fi hip hop de la escena neoyorquina, el resultado es un álbum sólido y una interesantísima carta de presentación para esta debutante en la industria musical.

En Isolation, la voz de Kali se ensambla a la perfección con cada uno de los ritmos con los que decide acompañar su astuta lírica. Relajante y seductora, como Lana del Rey fusionada con Astrud Gilberto; con una estética retro pero desafiante y con la personalidad necesaria para ponerte de buenas al ritmo de los contagiosos bass slaps, o llenarte de melancolía con las escenas de “amor apocalíptico” que narra con sencilla y poética maestría. Su lírica nunca queda en segundo término, está a la altura de la música que la acompaña… Ni siquiera cuando le entra al reggaetón, como en el track “Nuestro Planeta”, Kali pierde la consistencia y calidad de sus versos.

Resulta impresionante que en un álbum debut, podamos encontrar colaboraciones con artistas de alta categoría. Desde la sensación del bajo, Thundercat, hasta el psicodélico líder de Tame Impala, Kevin Parker. Músicos que añaden brillo a la producción de este álbum; el primero con sus latinísimos ritmos que componen el esqueleto de la balada influenciada por la bossa nova: “Body Language”. Mientras que Parker inyecta sus soñadoras armonías a sintetizador en la emocionante “Tomorrow”. Por supuesto que la pista que se lleva las palmas es la fabulosa “After the Storm”, con esos ritmos del R&B de la vieja escuela y las seductivas voces invitadas de Bootsy Collins (ex Parliament Funkadelic, y mega estrella de los 70’s) y Tyler the Creator.

Mejor debut imposible. Una sólida y emocionante carta de presentación para esta cantante de raíces colombianas, que sin duda promete ser una de las propuestas más creativas en la reciente escena musical. No sólo juega con estilos y estéticas poco sonadas en la radio contemporánea, sino que logra mantenerlas frescas y volverlas accesibles para los musicalmente iniciados, de manera que su música adquiera cierta universalidad, sin descuidar un estilo y personalidad propias. Por favor, denle una oportunidad a este álbum. Hagamos que artistas de esta calidad reciban el reconocimiento que se merecen.

También te puede interesar.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: